La debilidad de Cuitláhuac

Los Políticos 

Salvador Muñoz

Quizás exagere, pero en el cierre de esta semana, pudiéramos hablar de dos casos que hablan del debilitamiento de un gobierno que si bien, está en ciernes, no deja de encender las luces amarillas en los actores políticos tanto que detentan de un modo u otro poder interno, como los que fuera del Sistema, observan. Hablo de la declaración que hizo Cuitláhuac García Jiménez durante su participación en la Mesa II de las Audiencias Públicas sobre la Guardia Nacional en la Cámara de Diputados y sobre el caso de Chinameca.

Para el primer punto, donde dio a conocer que en Veracruz hay seis cárteles del Crimen Organizado y 4 mil 700 policías para preservar la seguridad de los habitantes del estado, el optimista lo puede ver como una manera de aprobar la conformación de la Guardia Nacional, pero para cualquier Gobierno en sus cabales, hacer estas expresiones, implica un garrafal error… ¿por qué? Siendo simplista: exhibe un gobierno débil.

Cualquier conocedor de la Gobernanza podría calificar como de irresponsables las declaraciones de Cuitláhuac García por algo que en política no se debe mostrar jamás: debilidad.

Don García: Nunca se debe dar a conocer el estado de fuerza.

Don García: Nunca debe mandar mensajes de debilidad a la delincuencia

Don García: Nunca debe avisarles que no tiene manera de combatirlos

Porque el mensaje, no sólo para la delincuencia, no sólo para los ciudadanos, no sólo para quienes te acompañan en esta empresa, es uno: No puedes.

Justificar la inseguridad que reina en Veracruz de ese modo así como pretender quedar bien con el Pejedente dando luz verde a la Guardia Nacional, no ayuda.

El segundo punto es Chinameca… y ahí fácil encontramos tres aristas por lo menos.

¿Recuerdan esa leyenda donde se decía que quienes tenían la fórmula de la Coca-Cola viajaban por separado y que jamás podían estar juntos? Suena tonto, pero bien podrían aplicarlo Cuitláhuac García y su director de Parques y Jardines así como Supervisor de Obras, Eric Cisneros Burgos… sí, no estar tan juntitos. Trabajar por separado. Sólo baste recordar cómo un proyecto, como lo era Puebla y por qué no, la Presidencia de la República, se vino abajo con un helicopterazo. Ése es el primer punto.

Segundo Punto: Don García dice que “a diferencia del gobierno anterior, nosotros somos democráticos. Fuimos a Chinameca y resolvimos un problema generado por las administraciones anteriores. Quienes pretenden boicotear las acciones de gobierno se van a topar con pared porque nosotros estamos con el pueblo”.

No, don García. No es un problema generado por administraciones anteriores. En diciembre de 2017, el alcalde electo por Coatzacoalcos, Víctor Manuel Carranza Rosaldo, anunciaba que la basura que generara su municipio, la iba a trasladar a un predio en las inmediaciones de Chinameca. Aún no entraba en funciones pero ya tenía preparado todo. El quince de enero del 2018, el mismo alcalde declaraba que el terreno donde se pretendía hacer el relleno sanitario era propiedad del Ayuntamiento de Coatzacoalcos, misma versión que sostuvo el regidor Francisco Díaz. Esto, en alusión porque se decía que tal predio era de un compadre de Rocío Nahle de apellido Quintanilla Hayek, Arturo, el primo de Salma. Cerremos el círculo: La secretaria de Energía también es comadre del alcalde de Coatzacoalcos. En pocas palabras, el relleno sanitario que se pretendía poner en Chinameca tiene todo el sello de Morena por cualquier lado que se le vea.

Le sugiero los tres trabajos que Ignacio Carvajal (Liberal del Sur) dio a la Basura de Coatza siguiendo estos links:

https://liberal.com.mx/los-quintanilla-vienen-por-todo/

https://liberal.com.mx/los-duenos-de-la-abundancia2/

http://cronicadexalapa.com/de-compadre-de-nahle-terreno-donde-se-enviara-la-basura/

El tercer punto: Cuitláhuac no decide dar marcha atrás al proyecto del Relleno Sanitario, se vio obligado a hacerlo ¿por obedecer la voz del Pueblo? Más bien será por su falta de pericia, la ausencia de política y la carencia de tamaños para ejercer como lo que aparenta ser. Porque si bien, “democráticamente” dice hacer caso al Pueblo, ¿no debió antes de tomar la decisión de echar atrás el relleno, buscar junto con Cosoleacaque, Mina, Coatza y Chinameca, un punto de acuerdo, de concilio, de coordinación? ¿Y qué dicen los Quintanilla Hayek? ¿O la comadre Nahle? ¿Y qué le van a decir a López Obrador, que este dos de febrero lo esperaban para la magna obra?

Independientemente de eso, hay que reconocer que Cuic inauguró un camino… el camino que conduce a Chinameca, que midió a García Jiménez y se dio cuenta de algo: basta que le griten para apachurrarlo.

Es pronto, muy pronto, pero en menos de 40 días, Veracruz exhibe un gobierno anémico, endeble, débil… y con uno o dos parásitos. ¿Temprano para una purga?

 

smcainito@gmail.com

Deja un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.